Home » La importancia de vivir » Campos verdes de mi tierra

Campos verdes de mi tierra

En estos campos verdes veo a un extranjero pasear. Por más que busco a mi alrededor, no son tan verdes como los de mi tierra. Yo pude ir al río, poder ver donde el Guadalquivir empieza y sus afluentes. Por los fantasmas del pasado que aquí estuvieron en antaño veo cómo una humilde haz de luz atraviesa el río para llegar al final de su día mientras desaparece tras él, cansado de su jornada. Pero por más que busco a mi alrededor, la luz del sol no es tan viva como en mi tierra, y veo a un extranjero pasear.

Me vienen recuerdos de mi niñez y me entran ganas de cantar y bailar con el son de la música de mi memoria. No importa si me toman por loca, es que tan solo me gusta disfrutar de tiempos pasados, tiempos de gloria. Ya se viene la noche encima y el cielo se va tiñendo de añil, y en el agua clara se van reflejando las primeras estrellas que se dejan ver. Pero me falta estar en mi tierra, porque imaginarme que este campo verde puede serlo, es mentir a la agonía de no poder ver tanta belleza. Estas memorias no son alma, son el álbum de mi vida. Un día volveré a la luz verde de los campos de mi tierra, bajo un tórrido sol que me aturde y me ciega.

2 thoughts on “Campos verdes de mi tierra

  1. El río que pasa nunca es el mismo, ya se sabe, pero tampoco nosotros somos los mismos. El post deja los dedos teñidos de tinta de nostalgia.
    Saludos

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s